Buscar
  • MIT Enterprise Forum México

3 elementos para conocer a tu empresa como a tí mismo


Por: Israel Patiño, Cofundador, Clink Capital.


Si en este momento de crisis buscas un socio estratégico que le inyecte capital a tu negocio, es vital que además de tener un producto o servicio que llame la atención de un inversionista, conozcas cada detalle de tu empresa. ¡No hay mejor negociador que aquel que tiene claras las fortalezas y debilidades de su negocio!


Antes de presentar tu empresa a un potencial inversionista o socio estratégico, ¡prepárate! Primero debes conocer todo de ella, desde costos operativos, gastos, proyección de crecimiento, clientes actuales, tu diferenciador frente a la competencia, necesidades que resuelve tu producto o servicio. ¿Ya identificaste estos elementos? Ahora sólo necesitas tener un pitch efectivo para conquistar a tu futuro socio de negocios. Pero si aún no logras encontrarlos, aquí te damos algunas recomendaciones para conocer tu empresa a fondo y presentar tu empresa a tu próximo socio o inversionista.


Claves para conocer tu negocio


1. Identifica tu mercado


Debes dominar todos los aspectos de tu negocio, conocer muy bien cuál es tu mercado y el campo u oportunidad que tiene tu empresa. Para dar este primer paso, identifica los diferentes segmentos de clientes, puedes hacerte las siguientes preguntas:


  1. ¿Cómo va a evolucionar mi mercado en los siguientes 5 años?

  2. ¿Cómo te adaptas al cambio para destacar como líder?

  3. ¿De cuántos millones de personas es el mercado?

  4. ¿Qué porcentaje quieres obtener del mercado potencial, en cuánto tiempo y cómo piensas lograrlo?

  5. ¿Cómo está evolucionando tu negocio a las necesidades del mercado?

  6. ¿Qué ventajas competitivas tienes para enfrentar su evolución a corto, mediano y largo plazo?


Una vez que diste respuesta a estas preguntas, determina de qué manera tu modelo de negocio puede innovar para crecer y destacar sobre tu competencia, respondiendo:


  1. ¿Qué partes son únicas de tu modelo?

  2. ¿Cómo tu propuesta de valor genera una diferenciación ante el estándar de la industria?


Recuerda que para innovar, no tienes que inventar algo desde cero, puedes adaptar los recursos actuales, direccionarlos a una nueva y mejor solución, un claro ejemplo son las plataformas digitales de servicio de transporte como UBER, DiDi, Beat, ellos identificaron una oportunidad para innovar los servicios de taxi tradicionales.


Observa el caso de los servicios actuales de mensajería, paquetería o comida a domicilio, servicios como Rappi, Corner Shop, UBER Eats, Sin delantal. En los servicios financieros también puedes ver este cambio con las empresas fintech, que han desarrollado plataformas para solicitar préstamos, créditos o hacer una inversión en línea. Son múltiples los casos en distintos sectores que te pueden servir de inspiración para reinventar tu producto o servicio y hacer tu negocio más atractivo para que otras personas inviertan en él.


2. Domina tus números


No tienes que ser un experto financiero, entre más a detalle conozcas el modelo de ingresos, costos y finanzas de tu empresa, será mucho más efectivo tu pitch y podrás dar las respuestas correctas a quienes se muestren interesados en invertir en tu negocio.


Identifica dónde está tu punto de equilibrio, retorno de inversión, flujo de efectivo, rentabilidad, todos estos datos son cruciales para dar a conocer una empresa a un posible inversionista. Un punto clave que no debes olvidar es tener tus estados financieros en orden.


Ahora bien, en un análisis profundo del estatus actual de tu negocio es necesario contextualizar. Actualmente vivimos tiempos difíciles, nos encontramos con empresas que aunque parecen tener todo resuelto y bajo control, están entrando en crisis, incluso muchas de ellas están al borde de la quiebra.


Por esta razón, sectores completos se están modificando y evolucionando, pero ¿hacia dónde? La respuesta es sencilla, a una etapa de colaboración económica o de “evolución financiera de ganancias democráticas”. ¿Qué quiere decir esto? Significa que si tu empresa tiene una visión de crecimiento social económico y de inclusión plural, así como de compartir ganancias con los mismos usuarios, ¡bienvenido!, estás adoptando un modelo colaborativo y puede ser el camino correcto para ser una empresa más fuerte y resiliente.


3. Proyecta tu futuro


Nos encontramos en constante crecimiento, cambio y evolución, muchas veces no nos damos cuenta de los avances que constantemente tenemos, ni en una semana, en un mes, o un año, hasta que alguien más lo reconoce.


Al tener clara la proyección de tu empresa hacia el futuro podrás ofrecerle información sólida y valiosa a tu potencial inversionista para que determine si valdrá la pena o no inyectar capital a tu negocio.


En este punto, es importante contar con un plan de expansión teniendo los siguientes elementos claros a la hora de exponerlos:


A. Definición del modelo de negocio: Ten información base sobre el funcionamiento, organización y desempeño para tener claro cuál es el estado de tu negocio y su valor dentro de la industria.


B. Fortalezas de la empresa: Destaca los logros de la compañía, qué la hace rentable, qué perfiles profesionales conforman tu equipo y cómo contribuyen con su mejora constante.


C. Investigación de mercado: Presenta datos concisos relacionados con la competencia directa (y posiblemente indirecta) de la empresa para tener un contexto de la relevancia y valores que la diferencian en el mercado, así como sus retos y objetivos primordiales.


D. Plan de acción: Detalla los aspectos que favorecen el crecimiento del negocio. Incluye un análisis de las herramientas que potenciarán los planes de la empresa (estrategias de comercialización, contrataciones, adquisiciones de equipo, etc.), al igual que los detalles financieros involucrados (como la previsión de capital).


E. Resumen de expansión: Para que los posibles inversionistas consideren el valor del plan de expansión, será importante resumir sus detalles de manera que sirvan como testigo del ejercicio logrado por la empresa, que acentúe su visión en un futuro próximo.


Recuerda que si tu empresa no tiene grandes ganancias como lo esperabas, no quiere decir que no crecerá o escalará, todo suma. Destaca las relaciones actuales, los nuevos contactos, el crecimiento en tu equipo, tus aliados y los clientes fieles, esta es información valiosa para compartir en el momento de presentar tu empresa, pues denotará el posicionamiento de la misma en el ecosistema en el que se desenvuelve.


¡Paciencia y perseverancia!


No te rindas, hay startups que pasan varios años trabajando para lograr que su producto o servicio se encuentre en el mercado, un claro ejemplo de ello es Tesla, tardó siete años y seis rondas de inversión para tener su primer auto en la calle y hoy su fundador, Elon Musk es el 4to. hombre más rico del planeta y es considerado uno de los hombres más innovadores del mundo, o que tal el caso de la fintech Revolut, valorada en 5 mil 500 millones de dólares y que aún cuando triplicó sus ingresos, también ha multiplicado sus pérdidas por expansión y escalabilidad, derivado del costo de su tecnología y el incremento de equipo. Así que ¡no entres en pánico! poco a poco la economía mejorará y estoy seguro que tu empresa también.


Ahora ya lo sabes, realiza un análisis profundo de tu empresa, prepárate y conquista a tu futuro socio.


143 vistas

Datos de contacto 

+52 3353501195

mitefmx@mitefmexico.org

Dirección

Guadalajara

·Av. Ignacio L. Vallarta 1305,

Americana, 44160

Guadalajara, Jalisco, México.

Jardín Americana.

Ciudad de México

·Hamburgo 26,

Colonia Juárez, alcaldía

Cuauhtémoc, 06600,

Ciudad de México

  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco

2019 MIT EF MÉXICO - Todos los derechos reservados

Para contactarnos, por favor completa la siguiente información.